Día 47. Reina de los Confesores, ruega por nosotros.

¿Y quiénes eran los Confesores? Fueron y son los cristianos que dieron testimonio público de Cristo incluso a costa de dificultades, persecución, tortura y encarcelamiento, pero no fueron mártires. Muchas personas casadas que perseveran en sus votos son confesores. Pero un ‘confesor’ es también un sacerdote que dedica gran parte de su tiempo a escuchar las confesiones de los fieles, y cuando pasan más de veinte horas a la semana escuchando confesiones en confesionarios pequeños, estrechos e incómodos, ellos también experimentan una especie de encarcelamiento. El Cura de Ars, Santo Padre Pío, San Josemaría y tantos buenos sacerdotes que conozco ‘trabajaron’ en el confesionario. ¿Y todos ellos qué tenían en común? Amor a Nuestro Señor en la Sagrada Eucaristía y amor a su Reina, la Santísima Madre, la “Reina de los Confesores”.

“Reina de los Confesores, ruega por las necesidades de la Iglesia y la nación”.

Fr. Rocky Fr. Rocky - Director Ejecutivo y CEO de Relevant Radio

Ver artículos anteriores de la novena. O suscríbete para recibir estas reflexiones en tu bandeja de entrada cada mañana.